Exodoncias de dientes incluídos

   Los dientes incluidos son los que no han salido mucho tiempo después de su fecha normal de erupción. Las inclusiones dentales más frecuentes son las de los cordales (muelas del juicio) tanto superiores como inferiores y las de los caninos superiores (colmillos).

     Cada vez es más frecuente que los cordales estén incluidos. Esto se debe a que, en la evolución del hombre, el tamaño de los maxilares ha disminuido más rápidamente que el número de piezas dentarias, lo que provoca una falta de espacio y no las deja erupcionar de manera normal.

     Esta falta de espacio hace que, en su intento de salir, los cordales empujen al resto de los dientes ya posicionados en la arcada, provocando el apiñamiento y malposición de los mismos. Estos intentos también producen episodios intermitentes de dolor e inflamación.

     En el caso de los caninos, cuando no salen en el tiempo debido, se debe generalmente a una malposición de éstos dentro del hueso o a una falta de espacio en la arcada.

     En el primer caso, puede que el colmillo de leche permanezca incluso hasta la edad adulta, ya que el diente definitivo no lo empuja para que se caiga.

     Si el canino incluido se mueve intentando salir, puede dañar las raíces de los dientes cercanos e incluso provocar su movilidad o caída.

     Por estos motivos, generalmente recomendamos extraer los dientes y muelas incluidos.





Solicitar información

Enviado
Error
Responsable: RAQUEL BEJERANO Y JUAN CARLOS, C.B., con CIF E33906363. La finalidad del tratamiento de los datos para la que usted da su consentimiento será la de gestionar y contestar su consulta. Los datos proporcionados se conservarán mientras no solicite el cese de la actividad y no se cederán a terceros, salvo obligación legal. Ud. tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, tal como se explica en nuestra Política de Privacidad